El carro de bebé

Cuando me quedé embarazada estaba deseando como toda primeriza llegar al séptimo mes para tener el carrito, la cuna y el resto de cositas del bebé. Yo tengo poca paciencia así que a los tres meses me adentré en el maravilloso mundo de los tres piezas. Me paseé por cada tienda intentando encontrar un cochecito de bebé cómodo, barato y bueno, ah! Y bonito, azul marino clásico pero claro, fue un infierno.
Para empezar hube de descifrar el significado de las tres piezas, chasis, capazo y maxicosi. Luego saber cuál era su función y momento de uso y ya después elegir el que me gustara.
Dí Mil vueltas. Vi precios desorbitados y me decanté, y por ende casi me hago comercial, del Arrue Xkape. Su precio es el. Más barato que ví, 340 euros en 2011, nada que ver con los 600 de la media habitual ni de los milypico de marcas consagradas. Pensé que si salía buenecito me sentiría feliz y si no, siempre podría comprarme otro que no llegaría a las cifras bárbaras que encontré.
El carro es simple, cual cubo. Pequeño y cabe en cualquier maletero y ascensor. Es resistente como él sólo, no pocas veces al día he llegado a bajar y subir las tres plantas sin ascensor de mi piso y es resistente, pues cuelgo de todo en sus manillares. (compras de frutería y demás).
Yo se lo recomendé a todo el mundo y estamos los tres que nos lo compramos muy contentos. Tiene tamaño estándar así que le va bien cualquier funda y saco y la maxicosi sirve obviamente de sillita de coche para viajar con el bebé.
Claro que no es todo oro; las ruedas de delante de tuercen un poco, lo peor que tiene es una pieza cuyos tornillos,los que la sujetan, se zafan y terminan cayendo y nosotros buscando un repuesto en una ferretería o dejando a la pieza bailar, pues es un apoyo para el capazo y tampoco es de lo más indispensable.
No es tan ultraligero ni se puede llevar con un dedo de la mano, pero a cambio se puede colgar de todo que a mí me encanta eso y por último yo le acoplé un sidecar y aguanta muy bien el peso lateral sin doblarse.
Tenía la garantía de una buena marca, era bueno,bonito y barato y además no iba uniformada, pues cuando algo se pone de moda la gente parece que ya no busca otra cosa. Este carro para mí es el mejor, lleva dos años de servicio ininterrumpido y está preparado para seguir y al fin y al cabo eso es lo que yo quiero.

This entry was posted in carro.

One comment

Deja un comentario