Yo no tendré blog cuando…

Sólo hay una persona en el mundo capaz de enredarme hasta el tuétano y a la que profeso amor eterno como si de mi tia favorita o incluso hermana se tratara, mi amada N.
Llevo días sin escribir por estar volcada en mi vida real, en la 1.0 cosa que desde hace un par de años no tenía. La Chica me deja campar a mis anchas y la Mayor es tan buena… Todo es zen.
Y al alejarme de la vida 2.0 pienso en todo lo que gano en las redes sociales, en las compañeras y amigas virtuales y me da pena pero creo que no cabe duda cuando pienso en que no tendré blog cuando pase un tiempo.
Han pasado dos años desde que no disfrutaba de N y su prole y su alocada vida caótica y amorosa. Ahora está en un momento familiar complicado, de ésos que se escapan de las manos y me he embarcado de lleno con ella.
Yo he cuidado a sus niños desde bebés, cuando eran como las mías. Y hoy he visto a esos niños, a los amigos también, a sus primos, con voces roncas de hombres y a ellas con belleza y dulzura de jovencitas.
No. No me creo que haya pasado todo este tiempo y reflexiono y pienso que algun dia diré esto “yo no tendré blog cuando mis niñas crezcan”.
Este diario, me ha dado grandes alegrías y algún disgustillo mínimo, pero ha sido mi gran compañía y me ha acercado a muchísima gente sacando de mí el perfil más friki. He desvirtualizado a muchas blogueras que se saben mi vida y yo la de ellas y me he sentido como nunca.
Pero ahora que estoy en horas altas, feliz, radiante, más delgada también, y enérgica pienso en que este cuaderno no durará eternamente. Ya llevo más de un año contando mis aventuras y miro a mi alrededor y veo a esos niños de N, que tienen 16 años ya, y no me he visto sino disfrutando de las mías cuándo tengan su edad, acompañándolas y queriéndolas. Pero eso ya llegará, de momento entre juego y juego con mis niñas, yo sigo aqui. Esto no son más que las divagaciones de una madre muy repuesta y con gran calidad de vida. Y tengo el presentimiento de que cuando encarguemos el tercero, la perderé por completo y regresaré en mi totalidad! Besotes de los gnomos.
Aquí os dejo mi última foto, para que observeis el nivel de flipamiento en el que me encuentro, ya está publicada en las redes sociales, pero si hay algún alma cándida que no la haya visto, aqui queda.

6 comments

    • Mama gnomo says:

      Si, no me cupo duda, pero ¿sabes qué? soy impredecible y capaz de seguir hasta el infinito si me da por ahí. También creo que se gana calidad de vida a medida que son mayores, que ya comen y se bañan solos y puede ser que sea entonces cuando me bifurque y recupere mi tiempo. Un besote Maria!

  1. Mama gnomo says:

    Pues sí, gran consejo Remorada!! pero ha descendido tanto la producción de posts que me planteo hasta cuándo seguiré!! Y eres malosa XD jajajaja la foto del después…!! Un besote

  2. Irene MoRe says:

    ¡¡¡¡Pibonazo!!!! Yo también creo que todos los blogs tienen fecha de caducidad, pero desconocida. Tendrás épocas en las que escribirás más y otras menos, pero espero que para el fin de este blog quede todavía mucho mucho tiempo.
    Besazos.

  3. www.amordebatmami.com says:

    toa buenorra que estás ahí! vaya piernas, acero pa los barcos!!!
    yo tampoco creo que tenga blog, o no sé… si lo llevo como remorada sí… con la calma…
    hace muuuuchos años que tengo blogs, el más serio sin duda ha sido el de mi maternidad. Necesito escribir, y creo que tú a la larga también… sea como sea, un abrazo 2.0 y 1.0!

Deja un comentario