Gnomita la esquirola

Estamos a viernes ya. La semana me vuela y más con Gnomita en horario escolar. La niña lleva ya dos semanas en la guarde pero con tanta adaptación de las narices no ha podido disfrutarla a full time casi. Resulta que el primer día que va en su vida la dejan ir sólo media hora. Al recogerla me dice la pobre “¿y ahola donde vamos?” pues a casa “pues yo me quielo queda aqui”. Ea. Se va sin despedirse y luego no quiere volverse.
Los demás días siguieron esa tónica. La niña entraba a la guarde y la seño la esperaba a portagayola. Y ahí que iba ella pidiendo que la dejaran un poco más. Mendicando horas de guarde por doquier. Fueron los cinco días más absurdos en horarios de mi vida. De 12 a 12:30,  de 11:30 a 12:30, de 11 a 12:30 y no me daba tiempo de nada porque estaba más tiempo buscando aparcamiento que la niña en la guarde.
Hablé con la seño y ya me dijo que sí que la dejara más rato porque ella estaba adaptada (yo en casa le hago un entrenamiento de guerra al parecer, por la manera de zafarse de mí, digo yo) y ya el lunes amplió el horario. Entró a las 10 y se quedó hasta las 2 y el martes “comió” alli. Digo comió porque ya se sabe, ella no come. Dos bibis al día son su dieta. Si está muy hambrienta come un pelín más.
El mejor día fue el miércoles pasado. Se despertó a las 8 y me dijo “mamá ¿Por qué no nos levantamos ya y me llevas a la guarde de los juguetes?” Ese día entró a las 9. Y así cada día. Al recogerla ayer me dijo que ella se quería quedar todo el rato allí. Por la tarde, también.
He criado una despegada. Tantas noches en vela, tanto tiempo en mi cama, con la niña colgando, dos años solo conmigo, es normal que esté hasta la coronilla de mí. La niña cada vez que puede sale corriendo y se tira en brazos de la maestra.
Menos mal que me queda la Chica. Voy a ir pensando seriamente en el tercero porque que visto lo visto, me puede salir otra esquirola. Ay! Esta vida de madre…
Pd. Con todo este trajín descubrí que la adaptación es para las madres. Antes no lograba llegar a las 11 y ahora entra a las 9 en punto. Poco a poco, poco a poco. Ya tengo el horario cogido.

15 comments

  1. Jenni Peña says:

    Eso es por que les has dado un buen apego y sabe que pueden irse de fiesta q cuando te llame iras a por ella.
    Estos hijos desagradecidos que nos han salido, ayyyyyssss.

  2. Mamá en Bulgaria says:

    Nada de despegada, es una niña sociable, y es una suerte. La mía estuvo 2 semanas llorando y yo tenía que quedarme en la guarde todo el rato (una pesadilla.
    Si la de la foto es tu niña me alegro de no tener la única niña con pelo rizado del mundo, porque aún no he visto otra. Estarán escondidas? 🙂

  3. Viviana Arasanz says:

    JAJAJAJAJAJAJA esta gnomi… es divinisima!!!! y le gusta la marcha!! mamá déjame libertad no me agobies te dice en ná y menos jajajaja!! yo ya sabes la niña llora como si me fuera a ir pa siempre…
    Ve a por el tercero y te sigoooooo! jajajajaja

    yo no me adapto con el horario.. que dura la vida del madrugón!!

    besiiiitos gnomeros !

    • Mama gnomo says:

      Jajaja qué loca! Que las mias se llevan al menos 20 meses y no 12!! El tercero lo tendré desapegado para que me eche de menos porque ésta ha terminado harta de mi!!besos gnomeros

  4. Marta Perez says:

    Y yo tengo el vestido que tiene tu Gnomi también!!! Jajajaj, curiosidades. Mira, es una despegada, y así de esa manera comenzó a hacer mi hija mayor y tuve a la segunda. Ésta está que sí, que no, pero sigue teniendo algo de mamitis, con lo que el tercero se hace esperar, pero en cuanto diga papá tres veces seguidas, a pinchar todo lo que encuentre por el camino :p

  5. mónica tinkerbell says:

    Es que tu niña es lista! Seguro que en la guarde le permiten todo, porque no pueden estar tan pendientes, està con otros niños, y tal y éso para ella es la juerga padre!!! Mucho ánimo con el horario, a lo mejor en nada es la peque la que te despierta a ti!! Jajajajaj.
    Bsazooooosss

    • Mama gnomo says:

      Pues la verdad es que ni me la imagino de adolescente queriendo perderme más aún de vista que ahora!! Si no soy tan pesada!! Ay mi gnomi…ya la he perdido!!! Jajajaja

    • Mama gnomo says:

      Yo sólo lo pasé mal el primer día cuando ni adiós me dijo y me quedé llorando yo jajajajajaja yo que he cuidado de muchos niños sé que se les pasa, pero da pebilla dejarlos llorando, si. Un besote.

Deja un comentario