Mamá está bien de los nervios…

Gnomita mayor fue evacuada a casa de sus abuelos unos días antes del nacimiento de la chica. Allí, gracias a Dios, no se acordó de que tenía ni madre ni padre, aunque estuviera ya achacoso.
Allí aprendió la canción de “a mi burro, a mi burro” que me tiro de risa cada vez que me la canta, ha jugado con su Barbie de “Tisisenta”, se ha aprendido un libro “pesioso” de “pinsesa tisisenta” que tiene papel celofán para dar color a los vestidos y dibujos que lo decoran y ha pintado mucho y visto cómo le pintaban los demás.
En casa de sus abuelos ha disfrutado muchísimo y al cabo de los seis días, tachaaaaaán aparece mami con su hermanita.
“Mamá eztá en médico ¿A que zi papi?” “y mamá eztá en el médico y hemnanita, y papi eztá patxutxo” y empieza ella con sus letanías particulares. Lo narra todo. Cosa que hace,cosa que va radiando en directo.
“quere habla con abuelita, mami”, venga vamos a llamarla, uy! Gnomita, la abuela comunica. “Con la tia Concha” -a la sazón, hermana de la abuela-, venga vale coge tú el teléfono.
¿Hola, dígame?, “tia Contxa zoy Gnomi” Aaaayyyyy que me está llamando por teléfonooo. ¿Cómo estás preciosa? “eztoy mien y eztá aqui henmanita” ¿Y cómo se porta hija, es buena? “si y ezta dommía y yo a cuido y no tiene diente” claro, oye y ¿Cómo esta mamá? “Mamá? Mamá eztá mien con los nervios” o_O
Creo que queda todo dicho. Amén. Menos mal que no va a la guarde…

This entry was posted in Gnomita.

6 comments

Deja un comentario