La huelga de hambre de Gnomita

Susedió una vez, en un reino muy lejano, rico en romanse y tradisión, que vivía un encumbrado caballero con su encumbrada esposa y su encumbradita Gnomita. Ay! Omaíta con la Gnomita..

Gnomita nació y no quiso el pecho. Vale. Pasó un mes y comió tan bien que puso un kilo sólo con leche materna (LD, recordemos). Y luego se cansó. Y dijo…come tú mejor mamá, que te veo con pocas lorzas. Y mamá Gnomo le hizo caso. Total que ella no es de comer de nunca. Ni bibis ni papilla de verduras, pescado, carne, fruta, chocolate, coca cola, aspitos, ni ná. Come lo justo para no salirse del percentil. Ni come sola, ni con niños, a ver si nos pensamos que por comer compañada va a tener una catarsis y va a imitar a algún descerebrado tragón. No, ella no come, sólo cuando quiere.

Ahora estamos en una huelga de hambre un tanto prolongada. Recuerdo una charla con la gran Gnoma, la agüela, en la que le decía yo: Gnomita está comiendo desaforadamente, como si no hubiera un mañana; sabemos que después de coger estas reservitas va a dejar de comer otra vez.

Dicho y hecho. Soy una madre…jejeje de repente adquirí poderes vaticinadores. Llevamos desde el 20-N (no sé si por algo que le causó la fecha) tomando sólo dos bibis diarios, osea sin hacer todas las comidas al día. A veces almuerza uno o dos yogures. Otras picotea picos con jamón de York, quesito o pavo. Otras se toma medio potito bien hecho por su madre, bien por distintos fabricantes. Y otras nada, ni agua. Y sus padres tiran la comida porque lleva dos días abierta, recalentada y dudo que con algún nutriente.

En este puente hemos dejado la propina en los bares donde fuimos en forma de potito. Tome usté, un eurillo, no creio qur le importe que tenga textura de papilla ¿no?, y como española-caribeña, una no deja propina nunca, es más le causa cierto dolor.

Lo verdderamente alucinante es que no tiene hambre. No le suenan las tripas, ni se queja de dolor de nada. ¡¡Que lleva tres semanas asi!!! Y tan pancha. Encima se queda con nosotros; el otro día pidió una salchicha, me la cené yo. Hoy una tostada, me la desayuné yo. Menos mal que con la excusa del embarazo no tiro en exceso, aunque he de decir que me dio ardores la salchicha por la noche..sería por el ketchup y la mayonesa también.

No sé si son los dientes, le ha dado fiebre, le duele la garganta, está fatal de lo suyo o es que pasa directamente. Ella ha puesto a prueba desde aquel mes de mayo la paciencia de su madre, quien ya no sufre como al principio. Si quiere comer, comerá. Ya le pregunto y si me dice que no, ni le doy potito. La gente se horroriza, eres tú peor que ella. Me revienta que la obliguen a comer. Acaba en la persona sabia encabr*nada porque ha perdido su apuesta por hacerla tragar; en ella en un llanto y quizás en náuseas porque no quiere comer, para eso lo dijo desde primera hora y en mí quedándome con una fiera salvaje y canija a la qye nadie entiende…

Ayyyy hay tanto sabio suelto…

10 comments

  1. DesastremaDre says:

    Jajaja, anda que no me ha pasado a mí eso. Que yo le diga a la abuela: “déjalo, no le insistas que pilla una rabieta, que coma lo que quiera, no se le puede obligar”. Pero nada, la abuela empeñada en hacerle comer…Y ala, rabieta al canto.
    Como decía Jesús del blog El medico de mi hijo: tranquilidad, si un niño se pasa varios días sin comer, lo único que puede pillar es hambre…
    Un abrazo.

  2. Padre Frikerizo says:

    A mi hermana le pasaba igual y mi madre la embutía por la fuerza, acababa como dices tu, así que no la obligues, ya comerá mujé, que hambre seguro q no pasa!!
    Ánimo porque es complicado el asunto, quitarle hierro es lo mejor!
    Besos

  3. soypin8 says:

    He sido madre de dos vástagos; el primero comía bien y eso sí, sólo lo que le gustaba: Estaba rellenita pero no era gordita. Eso hasta los 3 añitos, que fue cuando entró en huelga durante casi un año. Yo le preparaba unos spaghetis que siempre le gustaron mucho y decía que nai nai de la china. Así que spaghetis en el almuerzo, spaghetis en la merienda y de nuevo para la cena. Retiraba el plato al día siguiente y rumbo a la basura. Así con cada comida durante 4 o 5 días seguidos hasta que el hambre la atacaba y se daba un atracón, eso sí carne, no, por favor, que se me hace bola en la boca….y de nuevo otra huelga. Sólo leche con cereales al desayuno y a la cena. Yo lloraba al ver que se me iba a consumir y ella porque no quería comer, así que decidí llevarla a un especialista y me dijo que tenía reservas suficientes y que la dejara así y que no me mortificara yo ni mortificara a mi criaturita. De hecho, así lo hice y funcionó. Pero la segunda criaturita era todo lo contrario, comía absolutamente de todo, menos piedras; eso sí, a la hora que a ella le diera la gana. Hoy día tiene más de titantos años y todavía es un poco o bastante desordenada con eso de comer. Sin embargo, mis dos criaturitas ya están bien crecitas y hermositas y nadie diría que han pasado por esa situación. Animo mujer, todo pasa y todo se olvida. A tu gnomita se le olvidará algún día que no le gustaba comer y se pondrá púa de tó incluso de aquello que tú no le dabas porque a tí no te gustaba y creías que ella nunca comería.

  4. Solomillito De Rana says:

    Te has leído tú «mi niño no me come» del Carlos González? Se queda una más tranquila (aún). Nosotros estamos con el babyledwarring y, hombre, te digo la verdad: nervios iniciales al ver que vomitaba más de lo que tragaba…pero luego la ves poniendo peso, comenta, saltando y te das cuenta de que no hay que hacerle palanca con la cuchara para que coma;)

    • Mama gnomo says:

      yo la palanca ya como que no…nunca se la hice de hecho. Hoy confieso que yo era mala comedora y que si mi hijita ha salido a mí..pues yo la comprendo y como yo odiaba que me obligaran a comer y me jincaran la cuchara, pues yo la perdono y no la obligo. Mi madre una señora que cuenta su vida un comentario más arriba, me dejó hacer lo que quise y aqui estoy…

  5. Criar a un bebé difícil says:

    Hola corazón!! La verdad que te leo y me leo a mi misma sólo que tú lo haces con más arte jeje que me parto contigo 😉 ay la gnomita y peque difícil se parecen tela aunque espero que la mía algún día me pida una salchicha con sus palabras aunque luego claro está, no se la coma jaja 😀 besotes

Deja un comentario