El jipiparto. Parte I.

Gnomita estaba feliz en la barrigota de su mamá y no quería salir. Tanto es así que cuando le dijeron a su madre que le daban 10 diítas para terminar con el jipiembarazo, ella apuró hasta el último. Mamá Gnomo estaba estresadísima y no terminaba de saber cuál era la causa de tanto retraso. Era que gnomita estaba feliz. Pero como todo en esta vida, esto también se acabó.

El jipiparto empezó a las 4 de la mañana. Mamá gnomo se levantó al baño y oh,oh…!! dolor de riñones. “¡Qué raro! ¿Y esto qué será? Bueno..me voy a seguir durmiendo”. Cinco minutos después, otro viaje y al cabo de otros cinco, otro. “Mmmm…esto duele, serán pródrómos. No..no..esto duele más. Yo estoy de parto. Menos mal. Me voy a andar y a soplar al salón. Papá gnomo que no se despierte que èste es mi momento”.

Eran las elecciones municipales y tenía un tocho de papeletas electorales reservadas para hacer la lista de la compra, así que cogí una y apunté cada cuánto eran mis contracciones. Nunca se espaciaron. Empezaron siendo cada 5 minutos y se mantuvieron.

Yo, en mi momento jipi, soplé, paseé por mi salón, me senté para dilatar bien, apunté mis tiempos y esperé. Tenía que esperar una hora, pero se me fue de las manos. Cuando me dí cuenta, llevaba ya cuatro con los tirones en las caderas.

Yo aguanté hasta que me dije que debía ir al hospital. Desperté a mi marido y me duché, todo esto soplando y soplando.

Estaba jipiconcienciada; podía aguantarlo todo, mi gnomita iba a llegar gracias a una madre supertranquila.

Me dijeron que estaba empezando a modificar el cuello tras 5 horitas de dolores. Oh..oh..! Me ofrecieron ingresarme pero como una llevaba una jipi dentro, decidí irme a pasear y soplar a casa de mis suegros. Lo normal ¿no? Jejeje.. Quería andar y soplar y sentarme y liberar el aspecto más natural y libre del parto jejeje. Nada que ver.

Parecía que jugaba al escondite cada 5 minutos;me apoyaba en la pared con la frente reposando en el antebrazo que dejaba listo para aguantar el peso de mi cuerpo.

Pedí una napolitana de chocolate para llevar mejor el parto y me comí un plátano. Gracias a esto tuve alimento de sobra y uno de los ardores que no podre olvidar nunca!!!….

Continuará

6 comments

  1. Anonymous says:

    Jjejej hoy me quedo con:”Eran las elecciones municipales y tenía un tocho de papeletas electorales reservadas para hacer la lista de la compra”.Muy bueno¡¡ besos
    Ana.C.L.C

  2. Anonymous says:

    Ahora voy haciendo cuentas, cuando mi ahijada reyitas cumpla cuatro años ya seré alcaldesaaaa!!!! mega fiesta pa mi niña en el ayuntamiento…

Deja un comentario